Horror en Orlando

Noticias 13 de junio de 2016 Por
Omar Mateen entró violentamente en la discoteca Pulse de Orlando y disparó al azar dejando 50 muertos y más de un centenar de heridos...
PULSE
PULSE

Reggaeton, bachata, merengue, salsa... La discoteca Pulse celebraba el pasado sábado su noche latina. Una de las variadas temáticas que tiene para cada día de la semana este emblemático club de la comunidad LGBT, que se anuncia como un"mundo de diversión y fantasía, el club más 'hot' de Orlando" y cuenta con tres espacios diferenciados, el 'lounge', el Ultra bar y la 'Adonis room'.

Un macroespacio de diversión que se convirtió en escenario del horror: 50 muertos en un tiroteo protagonizado por Omar Mateen, estadounidense de 29 años de origen afgano cuyo acto criminal fue reivindicado por el Estado Islámico.

Justo cuando muchos apuraban la noche en ese mundo de diversión con ritmos latinos a las 2.00 de la madrugada (hora local) se produjo el ataque, según declararon varios testigos. Desde su página en Facebook, Pulse pidió al público asistente que abandonaran el club corriendo. Uno de los supervivientes que pudo salir corriendo dejaba su testimonio de lo ocurrido en el perfil del local.

Obama señaló que el agresor eligió un "night club donde la gente va a reunirse con sus amigos, bailar cantar, vivir... Es más que un night club es un lugar de solidaridad y empoderamiento", subrayó, recordando que en Pulse la comunidad LGBT se reúne para defender los derechos civiles y decir lo que piensan.

Este domingo, utilizaban el mismo canal para pedir a los vecinos de Orlando que llevasen zumos y snacks a los centros de donación de sangre One Blood, que desde primera hora de la mañana estaban reclamando con urgencia donaciones de varios grupos sanguíneos.

De hecho, la respuesta de los residentes de la localidad fue masiva y se organizaron largas colas en los centros. También hubo desconcierto sobre si los gay podían donar o no.

Uno de los locales referencias de ambiente

Pulse es un local muy popular para la comunidad de lesbianas, gays, bisexuales y transexuales de Orlando (Florida) donde bailarines y 'drag queens' animan cada velada. Además de diversión, el night club tiene corazón. De hecho, el nombre hace referencia al latido de uno en concreto: el del hermano de la empresaria y filántropa Barbara Poma.

Hace doce años, Poma decidió abrir las puertas de este local en homenaje a su hermano John que murió en 1991 después de varios años luchando contra el SIDA."Habiendo crecido en una estricta familia italiana, ser homosexual estaba mal visto", recoge la empresaria en la página web de la discoteca. Sin embargo, cuando John hizo pública su homosexualidad la rectitud familiar "se convirtió en aceptación y amor", añade.

Algo parecido buscaba Poma con la apertura de este club. La cofundadora de la discoteca quería "crear un ambiente que abrazase el estilo de vida gay con una decoración que hiciera sentirse orgulloso a John". Según explicó el ex bailarín Benajmin Di'Costa al diario 'Miami Herald', Pulse es "como una familia. todo el mundo que trabaja es tratado igualitariamente, como hermanos y hermanas.Cuando alguien sufre o necesita algo, nos cuidamos entre nosotros".

Junto al entreteniendo, Poma también pretendía que el mundo tomara conciencia de las luchas que libran las personas de la comunidad LGBT y contribuir a su manera al control del VIH. Poma entró en contacto con el mundo gay en Fort Lauderdale cuando tenía 14 años a través de su hermano. Hoy en Pulse, se realizan actuaciones de Drag Queens y artistas de diferentes estilos y se celebran actos de diferentes organizaciones LGBT como 'El milagro del amor', Equality Florida, ' Ayuda y Esperanza' 'Sal con orgullo'.... Pulse también promociona la décima edición de los Gay Games que se celebrarán en París en 2018.

Fuente: http://www.elmundo.es/america/2016/06/12/575d16f5268e3e291e8b45e1.html

Te puede interesar